Parque Nacional Cerro Corá, Paraguay

El escenario final de la Guerra de la Triple Alianza es hoy un parque nacional.

Parque Nacional Cerro Corá, Paraguay
Parque Nacional Cerro Corá, Paraguay

El Parque Nacional Cerro Corá, donde en 1870 murió el Mariscal Francisco Solano López en el final de la guerra de la Triple Alianza, es un área protegida con campings gratis, sobre arenisca y tierra colorada, donde habita el casi mítico Pájaro Campana y reina el árbol del trébol.

Ubicado a 35 kilómetros de la ciudad de Pedro Juan Caballero, esa reserva de 5.538 hectáreas tiene un centro de visitantes en su entrada, un auditorio, la casa de los guardaparques y una oficina de informaciones.

Allí empieza o termina la cordillera de Amambay y fue donde se refugiaron los últimos soldados del Paraguay tras cinco años de combates y, a orillas de las nacientes del río Aquidabán, fueron testigos de la muerte del jefe militar, su hijo de 16 años y los pocos soldados que lo siguieron.

La bella zona de la selva del Paraguay es un ecosistema cerrado porque, como lo indica su nombre, es un “círculo de cerros” de poco más de 500 metros de altura, con varios accidentes geográficos que dan lugar a cascadas y bañados.

Además, el lugar tiene su historia: Allí culminó el conflicto que diezmó a la población de Paraguay por lo que aún hoy impera en el lugar un fuerte espíritu nacionalista y no se habla de Guerra de la Triple Alianza sino de genocidio.

“Tras recorrer 2.000 metros de empedrado desde la entrada sobre la ruta se llega al museo donde se pueden ver las antigüedades de la guerra”, comentó a Télam Sara Ricardi, vocera de Turismo de la comuna de Pedro Juan Caballero.

En el mismo lugar están “los guardaparques, los baños y el camping sin costo, como una invitación a conocerlo”, expresó la funcionaria y agregó que “el lugar se convirtió en Parque Nacional en 1974”.

“Antes era un área militar, y ahora se destina a la preservación histórica y natural, por ser un ecosistema cerrado con el típico árbol del trébol y el pájaro campana”, acotó Ricardi.

La vocero destacó que “en la ciudad de Pedro Juan Caballero se encuentra el parque temático Chacurru, con tirolesas, puentes colgantes y otros juegos de la selva para todas las edades, al que concurre gente de todo el país”.

Pedro Juan Caballero tiene unos 126.000 habitantes y cuenta con gran cantidad de restaurantes y hoteles, con una disponibilidad de 1.200 camas y un casino, distante 540 kilómetros de Asunción, desde donde se puede llegar por la ruta 5.

Un guardaparque de la zona, Buenaventura Gutiérrez, comentó que el lugar “protege la flora y la fauna característica del norte del Paraguay, un problema por el avance de la ganadería, que la asedia más que la soja”.

“En el departamento de Amambay, la serranía se destinó al ganado, sobre la arenisca, mientras que quedó una parte para la tierra colorada, donde se puede cultivar soja, maíz o trigo, favorecidos por los tres ríos de la región: el Apa, el Aquidabán y el Ypané, que desembocan en el río Paraguay”.

Por ese recorrido, a unos 200 kilómetros se encuentra Concepción, la ciudad más importante del norte paraguayo, reino del árbol del trébol, que en guaraní es llamado yvyra piriri guazú, junto a otra especie arbórea que domina esos campos: la peroba.

Además del pájaro campana, la fauna incluye numerosos cuadrúpedos, como venados y chanchos salvajes, entre los que se destaca el cureí, que llega a pesar unos 15 kilogramos en su edad adulta, además del puma, que es el último gran felino que impera en el lugar.

Video | YouTube

Ver más | telam.com.ar

Ver más en Paraíso Dorado | Aventuras