Torres del Paine en la Patagonia chilena

Torres del Paine, un parque de ensueño en la Patagonia chilena

Torres del Paine en la Patagonia chilena
Torres del Paine en la Patagonia chilena

Torres del Paine (Chile) es considerado con razón como uno de los parques nacionales más bonitos de América del Sur.

Sin embargo, hace tiempo que el famoso sendero alrededor del macizo está atiborrado de turistas, por lo que hacen falta un par de trucos para experimentar con tranquilidad este milagro de la naturaleza.

Algunos turistas están decepcionados cuando Armando Iglesias los lleva a ver la octava maravilla del mundo. Y no por el paisaje, porque los picos de granito de Torres del Paine son en realidad más hermosos que en ninguna foto.“A la gente le falta la sensación de estar en medio de la naturaleza salvaje“, dice Iglesias.

El guía turístico, de 46 años, lleva un sombrero de gaucho sobre su coleta y monta a caballo como un vaquero de la Pampa.Tenemos que restringir el número de turistas. En temporada alta hay demasiada gente aquí“, reconoce.

Hasta hace algunas décadas, Torres del Paine solo era uno de los muchos parques nacionales en la vasta geografía de la Patagonia. El rápido auge turístico comenzó en 1994, cuando fue señalizado el W Trek. Este camino lleva al senderista durante cuatro o cinco días por lagos, glaciares y el macizo Paine. En el mapa, este circuito efectivamente se parece a la letra W.

GALERÍA DE FOTOS

Cada turista que visite la región quiere recorrer esta ruta alguna vez. Como consecuencia, cada verano austral se desplaza por el camino una larga caravana. Desde 2013, cuando millones de usuarios de la plataforma Virtualtourist eligieron Torres del Paine como octava maravilla del mundo, la afluencia de turistas es imparable.

El año pasado, 220.000 personas visitaron el parque nacional. La mayoría de ellos lo hicieron para practicar senderismo o simplemente para acudir en coche a los miradores. No es fácil eludir las masas, ya que a excepción del W Trek y su variante más larga, el O Trek, que pasa alrededor de todo el macizo, no hay otras rutas para una excursión de más de un día. Sin embargo, todavía es posible estar solo: a caballo, en el kayak e incluso caminando en temporada baja.

Puerto Natales tiene el ambiente encantador de un lugar aislado del mundanal ruido. El minibús inicia aquí su viaje por la Patagonia chilena. Detrás del Monte Balmaceda resplandecen en la distancia los campos de hielo del sur.

Las torres del macizo Paine se yerguen al cielo como los dientes de un animal depredador gigante. El viaje es un gran safari patagónico. Algunos cóndores revolotean sobre un cadáver y a los lados de la carretera pastan rebaños de guanacos.

El minibús arranca a las 06:00 horas. El destino es el Mirador de los Torres. Nos espera un tour de un día por el Valle del Silencio. Por un puente colgante cruzamos el río Ascensio y subimos por un paisaje marcado por lengas, robles de Tierra del Fuego. En el borde de la carretera se encuentran el Refugio Chileno y el Campamento Torres.

Esta temporada, los senderistas tienen que presentar por primera vez, en la entrada del parque nacional, su reserva para una cabaña o un camping. El último tramo pasa por una montaña de grava entre rocas del tamaño de una casa que el glaciar ha depositado allí. Y entonces se abre una de las vistas panorámicas más famosas, sobre una laguna en el glaciar y las tres torres que se alzan detrás. El pico de granito del medio se yergue de forma vertical sobre el hielo gris al cielo hasta una altura de casi 2.000 metros.

Solo en invierno está aún más tranquilo aquí“, dice el guía. Durante esa época del año solo hay una cabaña abierta, el Refugio Paine Grande. Sin embargo, equipado con crampones y polainas, el caminante puede recorrer en su totalidad el W Trek. “De todas formas, los inviernos ya no son tan terriblemente fríos como antes“, dice Iglesias. En los últimos 20 años, el cambio climático en esta región ha sido extremo. Al día siguiente sale otra vez el sol y apenas hace viento. “Un tiempo totalmente atípico para la Patagonia“, comenta José Luis Ojeda, de 32 años, guía para kayaks. Con los turistas atraviesa remando el lago Grey entre icebergs y olas.

El extremo sur del lago, donde comienza la excursión, lo llama Ojeda el cementerio. El nombre se debe a que aquí quedan varados y se derriten todos los bloques de hielo que se desprendieron del glaciar y que son arrastrados hacia este lugar. Algunos de los bloques sobreviven durante días, otros durante semanas. El tour es como un viaje por un parque de esculturas que brillan con un color azul claro. Los kayaks pasan muy cerca de los icebergs y posan delante de una saliente blanca. “¡No deben acercarse a menos de diez metros“, advierte Ojeda. Y como confirmación del peligro cae junto a él al agua una parte de la saliente. Una hora más tarde, cuando giramos hacia el río Grey, necesitamos un poco de concentración. El resto del trayecto no es difícil, también porque el río lleva poca agua en estos momentos. Después de algunos rápidos, el kayak se desliza por una garganta y un bosque de lengas. El silencio patagónico junto con estas montañas fantásticas impiden que esta aventura pueda ser una decepción.

GALERÍA DE FOTOS

DATOS ÚTILES

Cómo llegar: En avión a Santiago de Chile y allí tomar un vuelo a Puerto Natales. El aeropuerto de esta ciudad solo está abierto entre principios de diciembre y finales de febrero. Durante el resto del año, los turistas tienen que tomar un autobús en Punta Arenas. El viaje dura unas cinco horas. En temporada alta salen diariamente dos autobuses de Punta Arenas con destino al parque nacional.

Cuándo viajar: La mejor época para el senderismo es el período de mediados de enero a finales de febrero. Sin embargo, durante esa época el parque nacional está lleno de turistas, sobre todo en el camino circular W Trek, y muchos alojamientos están totalmente reservados. Desde mediados de octubre hasta finales de abril se puede ir en kayak.

Alojamiento: Los senderistas pueden reservar lugares en cabañas y campings en la página web del parque nacional. Quien no reserve por adelantado puede hacerlo a la entrada del parque pero tiene que pagar un suplemento del 20 por ciento. (www.parquetorresdelpaine.cl)

Ver más | turismo.perfil.com

Ver más en Paraíso Dorado | Naturaleza